7 dic. 2011

149 AÑOS DE HISTORIA

Este 7 de diciembre, se conmemoran 149 años desde la última fundación de nuestra ciudad, si bien en la actualidad esta fecha pasa desapercibida para la gran mayoría. Las razones son entre otras la de una posición historiográfica sustentada por el historiador Manuel Muñoz Luco, quien defendió el origen colonial de la ciudad, hasta convertirla en la celebración del 24 de octubre que cada año se celebra como la primera de 1553.


Con todo lo que ello significa y pudiendo estar uno de acuerdo o no, esta posición es valida como un pasado glorioso, pero que no interpreta la situación histórica y geográfica del actual Angol। Ello por la sencilla razón de que nuestra ciudad actual no tiene edificios o construcciones coloniales, tampoco fuertes militares de la guerra de Arauco; tampoco corresponde en sus limites físicos a los seis angoles anteriores, baste decir el cuarto quinto Angol se fundaron en lugares tan distantes como el río Bureo, cerca de Coihue…


Opinión muy distinta tenían los fundadores del séptimo Angol, como lo atestigua la prensa de 1912 cuando se celebro el cincuentenario de la ciudad. Se realizaron celebraciones por tres días, ramadas, juegos populares, un gran almuerzo en la plaza de armas, cenas de gala, orfeones militares de Traiguen, Victoria, Los Ángeles, se unieron a los locales, juegos de artificio, se inauguro un busto de Manuel Bunster en la plaza, etc. Asistieron ministros de Estado y autoridades…


La historia de nuestra ciudad comenzo a forjarse hacia mediados del siglo XIX, me refiero a la actual ciudad, no obstante las seis anteriores fundaciones que le antecedian, y que segun las palabras del historiador Victor Sanchez, seguia existiendo en espiritu... lo cual es cierto ya que angolinos han existido desde 1553 independiente del espacio fisico en el cual se desenvolvieron.


Esta reflexion, sin embargo, no quita que aqui haga referencia a la ultima fundacion, que forjo como bien dije, la actual ciudad con sus caracteristicas naturales y climaticas que posee.


Se organizo la expedición en la localidad de Nacimiento, y se le dio inicio, el dia 1 de diciembre de 1862. Estos sucesos fueron estampados por la prensa de la epoca, para la posteridad, de muestra un boton:


APRESTOS DE CAMPAÑA: , titulaba el periodico La Tarantula de Concepcion: "Hace tres días que esta preparándose la división que ha de marchar para Angol. Hai ya cargadas once embarcaciones con los víveres, útiles y municiones, y se esperan mas para ocuparlas, porque es grande la cantidad de bultos que deben de inducirse a aquel punto. Hasta hoy en la tarde han salido doce lanchas, a parte de las comerciantes y merced al buen viento todas han levantado sus velas y emprendido su marcha una en una, presentando un golpe de cresta magnifico.
Mañana A las siete saldrá la balandra Aurora del BioBio con dos lanchas mas. Esta embarcación es la jefe del convoy y esta empavesada de nuestro pabellón que va a hacer nuevas conquistas tanto tiempo descuidadas.
Se han embarcado gran cantidad de fréjoles, aunque algunos nada jóvenes, charqui, harina, ect; muchas casuchas de madera para habitación de oficiales y particulares.
Los preparativos de la repoblación de Angol son a gran escala, se han provisto hasta de lo mas insignificante a fin de que los trabajos sean realizados en el menor tiempo posible”


Este contingente se componía, de cinco compañías del batallón Buin 1° de línea con 320 hombres; batallón del 4° de línea con 392 hombres; batallón 7° de línea con 376 hombres; dos brigadas de marina con 100 hombres y una compañía de artillería con 85 hombres. La llegada de las tropas fue anotada por el corresponsal del periodico anterior como a continuacion se lee:Primer artículo emitido desde Angol. Periódico “La Tarántula” de Concepción
N° 72 del 13 de diciembre de 1862:


NUEVA POSESION DE ANGOL


Hacen justamente, en este mismo mes 309 años que, Pedro de Valdivia, con una pequeña división fundo en la amenísima vega de Angol, el pueblo a que dio el nombre de los “Confines”, cuya fundación le prometía tan halagüeñas esperanzas como a nosotros hoy día. La existencia de ese pueblo, si mal no recuerdo, alcanzó a 50 años más o menos, pues fue en esa época destruido por uno de los toquis más esclarecidos de la Araucanía, Paillaman; y han transcurrido 259 años sin que nadie osara su repoblación.
Pero hoy aparece por segunda vez un nuevo jefe con una respetable división a tomar posesión de lo que los antiguos araucanos habían arrebatado a su infortunado antecesor. ¡Grande gloria cabria al nuevo jefe, si no corriera la suerte del primer fundador!
Hai si una diferencia notable en los recursos con los que han contado ambos fundadores. Valdivia se introdujo a un territorio desconocido, con escasos recursos y cuando el país estaba mui poco poblado, y logro sin embargo establecerse aunque efímeramente. Saavedra le aventaja inmensamente: tiene una fuerte división y cuenta con toda clase de recursos; de modo que de su buen o mal criterio depende el porvenir.En el momento en que escribo, se duda todavía del lugar en el que deba delinearse el local de la población, o si seria sobre las mismas ruinas o en otro que preste mejor situación militar.
Al bullicio de los soldados que se alojaban sobre una alfombra de verdura, a la algazara de los marineros que descargaban los pertrechos de guerra, se seguía la admiración y espanto de los pocos indios que observaban aquel movimiento.
Se cuenta que los primeros pobladores de Angol se ocuparon con más interés en la minería que en la agricultura; pero parece que no la abandonaron del todo, porque dentro del área del antiguo pueblo y a sus inmediaciones se encuentran bosques de árboles frutales de diversas clases, desde el olivo hasta la vid. Las riberas de los ríos están cubiertas de arboledas hermosísimas que la mano del hombre o la naturaleza han cuidado de multiplicar.
A parte de lo hermoso y feraz del lugar y de otras novedades, se ve inmediato a las ruinas una higuera monstruo y el espesor de su ramaje lo hacen merecer este titulo. El ramaje medirá por lo menos unas 30 varas de diámetro. ¡Cuantas jeneraciones habrá visto pasar este corpulento árbol y cuatas juntas habrán celebrado los indómitos araucanos a su sombra, en las que juraban el exterminio de la codiciosa raza española!
A este propósito, recuerdo que los indios habitantes de ahí, cuando algún pasajero les pedía frutas, jamás permitían que ellos fuesen a cogerlas; porque dicen, los españoles secan los árboles; y las chinas se encargan de tomarlas y proporcionarlas al pasajero. Ahora ¡que sentimiento no les causara ver sus lindas arboledas trilladas por una raza que aborrecen!
Don Juan Ferrer, dueño de la balandra, fue comisionado por el señor intendente para el reconocimiento de dos afluentes del Malleco, y cuando subía sus aguas, los indios que encontraba a su paso, le preguntaban enfadados;- en que andaba? – viendo las aguas, les contestaba. – Todavía quieren más, replicaban ellos, ya tienen a Angol......
Se dice que don Juan Ferrer será el comisionado para limpiar el cauce del Vergara en aquellos pasos difíciles. Este joven que es el único navegante del BioBio que merece el nombre de tal, con los ausilios necesarios lograra el mejorar la navegación de Angol a Nacimiento, pues es mui conocido por su actividad e inteligencia.
Estas son las primeras incidencias de la nueva posesión de Angol hasta hoy.




Después de muchas discusiones se resolvió fundar la ciudad el 7 de diciembre de 1862en el lugar en la confluencia de los ríos Picoiquen y Rehue, por lo confiable de este sector para la defensa ante un ataque mapuche.

No hay comentarios: