8 jun. 2013

CUANDO SE BAÑA LA HISTORIA



Muchos han sido los balnearios de nuestra ciudad para capear el calor característico de la época estival, recordemos someramente algunos de ellos. Los balnearios fueron una reproducción de las clases sociales imperantes, los había de primera, segunda y tercera.  El balneario del pueblo  por antonomasia y durante muchos años desde el siglo XIX fue el rio Vergara en su confluencia con el Rehue y el Picoiquen, fue el punto neurálgico en donde no solo se congregaban bañistas, sino también las Lavanderas, oficio popular hasta bien entrado el siglo XX, llegando incluso a tener su propio gremio.


También desde esa época el balneario que agrupaba las clases acomodadas fue“La Peta”,  siemprecercano al Centro se caracterizaba por sus cristalinas y puras aguas, fue llamado así en la década del 40´ en honor a doña Peta, parroquiana que tenía un negocio en sus cercanías. Este balneario tuvo su apogeo en las décadas del 60´y 70´ re bautizado como “La Peta Beach”, sus bañistas llegaban en masa aperados con refrescos desde la Confitería del señor Batarce en la Esquina de la Municipalidad. Aunque ha sido remodelado en varias oportunidades  no ha recuperado la gloria de antaño. En el mismo sector, aguas más arriba, la mística y hermosa “Piedra Mesa” ideal para camping y pololeó.

Otro recinto top fue el balneario “La Arcadia”, (del griego Ἀρκαδία, según la leyenda un región donde reina la felicidad y la paz; inspiro a Virgilio y posteriormente a la Divina Comedia de Dante)  hermoseado desde el tiempo de la familia Bunster, se caracterizó por su cercanía a la ciudad y servir de paseo y excursión en vehículo fue el destino predilecto de la aristocracia desde los años 20´. Luego se popularizo al ser incluido en el recorrido de las góndolas o taxi buses locales. 



Balneario histórico, ha sido desde siempre el “vado Valdivia”, ubicado en los terrenos de la primera fundación de Angol, de allí su nombre, ha sido el favorito de las familias. Lo mismo ocurre con el balneario “Malleco” en el puente del mismo nombre, camino a Renaico. Balneario desconocido hoy en día es “Calan”, que acogía los bañistas de hace tres décadas atrás.


Otros balnearios cotizados son “Cancura”(piedra) con su puente colgante, en terrenos de un antiguo fortín, mas allá el también popular “Santa Elena”, ganancia de pescadores y bañistas. Más actual y no por ello menos  romántico y hermoso es el cuidado balneario “Cantera de Deuco” heredero de una rica historia, y que agrupa hoy por hoy lo más selecto de la sociedad angolina.


No hay comentarios: