20 oct. 2014

UN VUELO EN GLOBO EN 1898.



La primera conquista de los aires angolinos tuvo el honor de caer en manos del aeronauta francés Eduardo Laiselle, un aventurero nacido en 1857, llegado a Chile 19 años después en un Circo de variedades, enamorado de una chilena, quedando a residir en nuestro país. Se considera a Laiselle como el padre del ascenso en Globo Aerostático en Chile, comenzando sus ascensos en Santiago el año 1877, los cuales continuó efectuando hasta el que le costó la vida en Chillan en 1929.

Laiselle llegó a Angol en junio de 1898, causando gran expectación con su extraño espectáculo. Se anunció un vuelo que saldría desde el patio del Teatro, por entonces ubicado en la esquina de calles Lautaro con Chorrillos.( futura Gobernación). El  inflado del Globo se hacía mediante un horno de ladrillo en cuya parte superior se insertaba el Globo suspendido por un sistema de poleas, inflándose por humo de leña verde en unas tres  a cuatro horas. Laiselle bautizó su nave como “Jeanne d´Arc”, un Globo de unos 300 metros cúbicos de capacidad, en tela engomada a la cual le añadía una banquilla de junco.
Laiselle publicitaba su espectáculo mediante poemas: “El hombre todo lo domina, todo/llega al fin de su gigante vuelo/ciclope nuevo que inventara el modo más atrevido de escalar  el cielo./tal es el aeronauta valeroso/que el pueblo todo con clamor aclama/id a verlo en sus ascenso peligroso/allí ved si es digno de su fama…/id elegantes señoritas de primorosa presencia/id úblico admirador de la audacia y el valor” Los asistentes debían cancelar un valor por presenciar el ascenso… La primera ascensión se realizó el domingo 22 de mayo de 1898, a las 15:40 horas se soltaron las amarras, lanzándose el globo al espacio verticalmente alcanzando una altura de 500 metros, era un espectáculo soberbio para los asistentes que estaban en el patio del Teatro y calles centrales, pero súbitamente peligró la vida del piloto con un pequeño incendio de la tela, que al descender en medio de un puente se hizo además una rotura del Globo. Los vecinos rápidamente reunieron recursos para su reparación. La segunda ascensión se realizó el domingo 5 de junio, era el viaje N° 184 de Laiselle… La ascensión fue perfecta alcanzando una altura de 600 metros, desde donde el piloto lanzó un animal en paracaídas, el cual se había dicho sería premio a quien lograse atraparlo. La multitud corría tras el bulto, creyéndolo un cabrito, cuál sorpresa del afortunado que llegó primero se encontró con… un gato. En tanto el Globo descendió en campo raso a orillas del rio Vergara cerca del antiguo Lazareto (cerca del actual Puente Vergara II) Posteriormente Laiselle continuo su viaje a otras localidades. Es la Historia de este aeronauta, el primero en surcar los cielos angolinos hace ya 116 años. 







No hay comentarios: